Menú

¡Ya estamos de vuelta!

por
Míriam
Avatar
16 enero, 2016

Ya ha llegado el invierno, han pasado las vacaciones de Navidad, ya es momento de retomar nuestras clases. Y además, ¡con más Yoga!

Parece ser que, aunque despacito y con buena letra, la energía va fluyendo. Y cuando la energía fluye, significa que se producen pequeños –y grandes- cambios alrededor de nosotros. Más personas se interesan por esta disciplina, y eso significa que me veo en la necesidad – ¡Y yo encantada! – de ampliar los horarios: intentando ajustar de un lado, del otro, intercambiando tiempos y espacios, para conseguir llegar a todos aquellos que me invitan a mostrarles. Así que ahora, en invierno, y de forma provisional, añado nuevos horarios y nuevas formas de Yoga:

El Raja Yoga, que lo incluyo porque creo que es un pilar importante para nuestra práctica de Yoga y que no tiene tanto peso aquí en nuestra tierra. Técnicas que pueden ser realmente transformadoras y que son el soporte básico del Hatha Yoga: Antar Mouna, Yoga Nidra, Ajapa Japa, Yoga Kundalini Clásico, Pratyahara, Dharana, Dhyana, Técnicas de Concentración, Técnicas de Meditación… Todo un elenco que nos ayuda a cimentar nuestras vidas, y que yo este año he querido que estuviera presente, estable, como una práctica más en la que sumergirse.

El Yoga Terapéutico, enfocado para aquellas personas que necesitan adaptar las asanas a su práctica, y cada clase orientada a mejorar nuestra salud física y emocional: con los soportes y las ayudas necesarios para ello.

El Yoga adaptado, para personas que necesitan una adaptación importante de las técnicas: el Yoga en Silla, la adaptación de las técnicas a cada circunstancia personal, el poder hacer Yoga dentro de cada posibilidad.

El Yoga Integral: donde todas las sendas del Yoga se aúnan: Hatha Yoga, Raja Yoga, Jñana Yoga, Bhakti Yoga, Karma Yoga…  En forma de taller, con un horario mucho más amplio, trabajamos con todas las sendas una vez al mes para así tener en nosotros los conocimientos y las experiencias necesarias para continuar con nuestra propia Sadhana.

En fin, muchísimas novedades y con muchas ganas de empezar todo eso. De que la energía, como decía un poco más arriba, fluya vital y se vaya interconectando. Que las Conciencias despierten y que cada vez seamos más los que nos acerquemos al Yoga con un sentido experimental, sin florituras ni aspavientos, sino haciendo del Yoga algo tan Natural como el Respirar mismo.

A todos los que os conozco y que me honráis cada semana con vuestra presencia, me inclino y os doy las gracias por estar ahí.

A todos los que no os conozco y que me honráis con vuestra atención, me inclino y os doy las gracias por estar ahí.

Y a todos los que conoceré, espero que nuestras energías confluyan y os doy las gracias porque estaréis ahí.

Hari Om